Cómo abastecer tu despensa para una excelente cena

✅Si estás pensando en adentrarte en la cocina sin reglas, es mejor que conozcas cómo abastecer tu despensa correctamente. ✅

Si estás pensando en adentrarte en la cocina sin reglas, es mejor que conozcas cómo abastecer tu despensa. Tener los ingredientes correctos te ayudará a romper las reglas de la forma más segura posible.

Hay aspectos de nuestra vida que necesitan un guion perfectamente armado, tales como lavarse los dientes rigurosamente después de cada comida o acostarse a las nueve cada noche (para el caso de los niños, claro está). La cocina es un aspecto que necesita de un guion la mayor parte del tiempo, ya que es la mejor forma de asegurarnos de tener una dieta balanceada, de ahorrar dinero y de cocinar para toda la semana. 

Sin embargo, hay momentos en los que es bueno relajarnos y dejar que la improvisación tome su protagonismo. Pero como en toda ocasión en la que rompemos las reglas, primero hay que conocerlas y saberlas manejar. 

Para improvisar en la cena de los viernes o en el almuerzo de los lunes, hay que tener una despensa muy bien abastecida. ¿Con qué? Te lo cuento ya mismo.

Los infaltables de tu despensa para improvisar en las comidas

Champiñones

Estos fibrosos amigos, además de ser sanísimos, resultan un gran sustituto de la carne y su versatilidad no tiene comparación. Puedes hacerlos en salsas de tomate para acompañar con fideos, prepararlos con arroz o hacer unas empanadas de queso veteadas con ellos.

Queso

Este es uno de los ingredientes más versátiles que existen. Desde comerlo coronado con aceitunas hasta convertirlo en ese “ingrediente secreto” que levanta el sabor y la consistencia de tus comidas, el queso es el gran infaltable de las alacenas. 

Almidón de maíz

Es un muy útil espesante que te salvará el postre cuando no tengas nada preparado, ya que una simple chocolatada se puede convertir en una suntuosa crema de chocolate.

Harina de maíz

Cuando no hay nada a la vista, preparar una polenta te sacará de un apuro. Es verdad que esta preparación no destaca por su sabor, pero si la sabemos combinar con vegetales, especialmente con mucha cebolla, salsa de tomate y queso, será una fiesta para los sentidos. 

Duraznos en almíbar

Otra forma de aportarle a tu familia un postre improvisado son los duraznos en almíbar. Además de contar con las propiedades de las frutas, son una gran delicia a la cual recurrir. 

Arroz

Que nunca te falte el arroz en tu alacena. Puedes prepararlo con vegetales, atún, queso o incluso armar unas croquetas de último momento.

Fideos, fideos y más fideos

Te recomiendo encarecidamente los de trigo duro, ya que no tendrás aporte de colesterol. Los fideos pueden ser preparados de mil formas: al graten con queso, con vegetales, con champiñones o bajo el minimalista chorrito de aceite con un toque de cúrcuma.

Atún

Unos sándwiches de atún pueden convertirse en una auténtica fiesta, en especial para los más pequeños. Si no quieres algo con harina, siempre tienes la posibilidad del siempre bien ponderado arroz con atún.

Puré de tomates

Un puré de tomates puede convertirse en una fantástica pizza casera que todos disfrutarán.

Harina

La harina es la base de platos tales como pizzas, burritos y empanadas. Solo necesita de tu creatividad para que la transformación sea posible. ¿Te animas a probarla?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esparce la belleza

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on pinterest